Home » , » Ancelotti se disfraza de Heisenberg

Ancelotti se disfraza de Heisenberg

Written By Dadug on sábado, 26 de octubre de 2013 | 23:08


Carlo Ancelotti novato en esto de los clásicos en la liga BBVA se pensó que ese centro alojado en Barcelona y apodado Camp Nou tenía más pinta de laboratorio que de campo de fútbol, por lo que pensó que era un buen lugar donde realizar unos experimentos propios de un alumno de primero de química.

De los dos delanteros centros que tiene el Real Madrid, decidió desconvocar a uno (Morata) y dejar en el banquillo a otro (Benzema) para alojar en la posición de delantero a un jugador que no ha realizado pretemporada y que cada vez le pesan más los millones que el club pagó por él que el cansancio muscular, posición nueva para Bale, por mucho que se acuda al recurso: “Bale jugó ahí en muchos partidos en el Tottenham”.

Decidió a la vez que el único jugón del equipo (a decisión suya, ya que según él un jugador como Özil es prescindible) Isco se quedara en el banquillo y no jugara ni un solo minuto, es decir, quiere ofrecer un fútbol espectáculo, sin poner a los jugadores que lo crean…

Y por último se decantó por jugar con tres mediocentros, o también llamado “trivote ultradefensivo” en la época de Mourinho.
Con la novedad de colocar por delante de los centrales a Sergio Ramos, el cual nunca había jugado en esa posición con el Real Madrid, me preguntó por qué no decidió poner mejor a Pepe ahí que ya había jugado contra el Barcelona en esa misma posición, realizando unos partidos realmente buenos.

Como resultado a este experimento del gran químico Carlo Ancelotti tuvimos una primera parte desastrosa (algo que cada vez va sorprendiendo menos en la afición), encajamos un gol en los primeros 20 minutos y apenas realizamos tiros a puerta, el equipo estaba desequilibrado, con un Mediocentro defensivo que vio una tarjeta amarilla demasiado pronto por su falta de cabeza (Algo que también va sorprendiendo cada vez menos al aficionado) y falta de experiencia en esa posición.

En la segunda parte con un Barcelona algo más acomodado e introduciendo un par de cambios obvios (Illarramendi por Ramos y Benzema por Bale) el equipo empezó a jugar mejor, había más asociaciones, más pases… más sentido común en el objetivo de llegar a puerta.

Por motivos del azar (¡un palo!¡un palo!) y por motivos institucionales (no le salió de los h….. a Undiano pitar ese penalti que lo vio hasta Juan José Padilla “el pirata del toreo” con el ojo malo) el Real Madrid no consiguió un empate merecido o una victoria inmerecida.

El equipo invita a tener la sensación de haber vuelto a la era pre-Mou, volvemos a buscar la fórmula para contrarrestar el estilo Barcelona, una fórmula que ya teníamos patentada, creada y utilizada, pero que su creador Don José Mourinho se la llevó para Inglaterra. Y por lo visto el alumno Ancelotti no aprendió nada observando las clases magistrales del portugués, por lo que tocan más experimentos, más fracasos hasta llegar de nuevo al producto deseado.


PD: En días como hoy no tenemos un entrenador que denuncie que el Real Madrid ha tenido un día menos de preparación para el partido, o que el árbitro ha perjudicado claramente al Real Madrid en el partido de hoy, incluso se podría decir que a día de hoy el Real Madrid sigue sin entrenador… ¿Cuándo llegará Ancelotti realmente?
Share this article :

Publicar un comentario

 

Copyright © 2013 Nueva Era Deportiva - All Rights Reserved